Colorin Colorado: Helping children read... and succeed!
A bilingual site for families and educators of English language learners
  • small text
  • medium text
  • large text
  • print

Causa y efecto

Por: Colorín Colorado (2011)

"¡Si te bebes tu leche, crecerás más grande y fuerte!" "Si limpias tus juguetes, puedes jugar afuera." La mayoría de los padres y los cuidadores hablan con los niños acerca de las causas y efectos mucho antes de lo que es de esperar que los niños entiendan esos términos. Enseñamos la causa y el efecto cada vez que ayudamos a un niño a reconocer una relación entre dos cosas, o cuando demostramos que un evento es el resultado de otro.

Las ciencias tratan de explicar y entender el mundo natural. Las cosas pasan por una razón: hay una causa para cada efecto. En las ciencias, la causa explica la razón por la qué algo sucede. El efecto es la descripción de lo ocurrido. Muchas actividades sencillas se pueden hacer en casa y en el patio trasero que permitirán desarrollar la comprensión que su niño tenga de la causa y el efecto. Tome en cuenta estas ideas:

Pregúntele a su hijo: "¿Qué crees qué sucederá si dejamos la paleta helada afuera bajo el sol?" El hecho de dejar que la paleta se derrita le ofrece una oportunidad para hablar sobre el calor del sol y sus efectos en la paleta helada. Durante el invierno, haga lo mismo con pequeñas tazas de agua. "¿Qué es lo que causó que el agua se convirtiera en hielo?"

Realicen un juego sencillo en el que usted plantea oralmente una situación (o una causa). Pregúntele a su hijo que dé el complemento proponiendo una acción (o un efecto). Por ejemplo, usted le podría decir: "Estaba nevando afuera." Su hijo puede completar respondiendo: "Y todos los niños tienen sus trineos". "Alguien tocó el timbre de la puerta," él o ella podría responder: "Nuestro perro comenzó a ladrar". Este juego es perfecto para ayudar a que el niño o la niña se dén cuenta de que no solo hay una respuesta correcta — así como los científicos aprenderán que pueden existir varias causas y varios efectos.

Dé seguimiento a las plantas de su patio. Conforme v observando cómo una planta florece y va creciendo, pregúntele a su hijo que le explique por qué. ¿La planta está recibiendo buena luz y agua? Si las hojas de una planta están ajadas, pregúntele a su hijo cuál podría ser la causa de que las hojas se estén marchitando. ¿La planta necesita más sol? ¿Más agua? ¿Qué efecto podrían tener una nueva ubicación y algo de agua en la planta?

Comparta con su hijo el libro infantil Si le das una galletita a un ratón. Señale el uso de las palabras específicas de causa/efecto en el libro, como si… entonces. Lleve la cuenta de todas las causas y efectos que se producen en la historia. Por ejemplo, si le das a un ratón una galleta, le gustará un vaso de leche para acompañarla. Si le das un vaso de leche, pedirá paja, etc.

Los niños pequeños aprenden mediante la participación en actividades que son reales y significativas para ellos, actividades que fomentan el desarrollo de habilidades, conocimientos y formas de pensar y del aprendizaje. Los padres pueden ayudar a enseñarles a los niños las primeras destrezas para la alfabetización, así como en el desarrollo de las ciencias y las matemáticas mediante la creación de situaciones sencillas que fomenten el aprendizaje.

Libros recomendados para niños

Alexander y el día terrible, horrible, espantoso, horroroso

Alexander y el día terrible, horrible, espantoso, horroroso

"Me fui a dormir con un chicle en la boca y ahora hay chicle pegado en mi cabello y cuando esta mañana salí de la cama me tropecé con la patineta y por error se me cayó mi suéter en el lavabo mientras corría el agua y yo podría predecir que iba a ser un terrible, horrible, no bueno, muy mal día." Y así comienzan las pruebas y tribulaciones de Alejandro, donde una mala cosa lleva a otra… (Edades: 6-9)

El día que la boa de Jimmy se comió la ropa

El día que la boa de Jimmy se comió la ropa

Cuando la clase de Jimmy va de paseo a una granja, él lleva consigo a su mascota, una boa constrictora. El caos que suscita esta historia acumulativa es contado a la inversa, revelado por una chica a su mamá, una vez que el paseo ha concluido. El humor es resaltado con una serie de ilustraciones muy detalladas pero que minimizan la importancia, al estilo del ilustrador Steven Kellogg. (Edades: 6-9)

Si le das una galletita a un ratón

Si le das una galletita a un ratón

¿…a continuación necesitará un vaso de leche para pasársela, ¿cierto? Una petición lleva a otra y a otra en este popular libro ilustrado. La historia circular alienta a los niños a hacer predicciones y les enseña la causa y el efecto de manera divertida. (Edades: 3-6)

The Rain Came Down

The Rain Came Down

"El sábado por la mañana, cayó la lluvia. Hizo que los pollos pegaran un chillido." Pero eso es solo el principio. Antes de que el sol saliera de nuevo, el barrio entero estaba ya en un malhumorado alboroto. No hay ningún final a la vista…hasta que la lluvia se detiene y sale el sol. Antes de que ellos lo sepan, los peleoneros se ayudan mutuamente a limpiar el desorden causado por semejante jaleo y todo el mundo sonríe nuevamente. (Edades: 3-6)

Where Once There Was a Wood

Where Once There Was a Wood

Este libro es una buena introducción a los efectos que las personas pueden tener sobre el medio ambiente. El texto presenta a las plantas y a los animales que prosperaron una vez en una zona boscosa, antes de que su hábitat hubiera sido afectado para construir una urbanización. El libro incluye las inconfundibles ilustraciones exuberantes en collage de Fleming. (Edades: 6-9)

  • Descargue este artículo en la forma de PDF.*
  • Vea este artículo en inglés.

* Para ver este archivo necesita una copia de Acrobat Reader. La mayoría de las computadoras ya lo tienen instalado, de lo contrario lo puede obtener aquí.

Navegar en: