Colorin Colorado: Ayudando a los ninos a leer... y a triunfar!
Un sitio bilingüe para familias y maestros para ayudar a los niños a leer
  • small text
  • medium text
  • large text
  • print

Más que libros en la biblioteca

Por: Colorín Colorado (2007)

Además de su gran colección de libros, su biblioteca local probablemente también tendrá casetes y CDs de los libros que le interesan, películas, música, computadoras que puede utilizar sin costo, y muchos otros recursos. También allí puede encontrar libros escritos en otros idiomas, cursos de inglés, o programas de lectura y escritura para los adultos. Si desea obtener apoyo en la lectura para usted mismo o para su familia, pregunte sobre programas comunitarios para mejorar sus destrezas de lectura y escritura.

Narración de cuentos

Para bebés y niños en la primera infancia: Muchas bibliotecas tienen talleres de narración de cuentos que son breves y diseñados específicamente para que niños de esta edad y sus padres puedan leer juntos. Durante la hora de los cuentos, su niño se sienta en su regazo y ambos pueden disfrutar la narración. El narrador también le puede enseñar nuevas actividades con ritmos o jueguitos con los deditos. El narrador quizás también tenga sugerencias o materiales útiles que usted puede llevar a casa.

Para niños de 3 a 5 años: Para estas sesiones, usted y su niño generalmente leen varios libros sobre el mismo tema. Pueden participar en juegos, cantos, usando marionetas o haciendo otras actividades relacionadas con el tema general. Aquí podrá encontrar nuevas ideas sobre libros de interés y otras actividades para realizar en casa.

Familias: Las familias pueden leer en grupo, o también pueden formar parte de un programa de cuentos cuyas historias son relatadas por el narrador de la biblioteca. Algunas bibliotecas organizan actividades para las familias siguiendo el tema de la lectura u organizando proyectos de manualidades o viendo películas.

Programas especiales y ayuda con las tareas

Para los estudiantes de escuela primaria, se ofrecen programas parecidos a los de lectura en voz alta y narración de cuentos que a menudo incluyen charlas y presentaciones por los mismos niños, así como programas de lectura durante los meses de verano. Para los estudiantes de escuela intermedia también pueden ofrecerse charlas sobre libros, programas de lectura durante los meses de verano, seminarios sobre la escritura creativa, grupos de teatro y lectura de poemas.

En muchas regiones del país las bibliotecas ofrecen servicios especiales para ayudar a los estudiantes con sus tareas y proyectos de investigación, tales como líneas telefónicas y sitios del Internet especiales para ayudar a los estudiantes a preparar sus tareas y cursillos sobre la preparación de informes escolares.

Lectura de verano

Algunos niños olvidan lo que han aprendido sobre lectura durante las vacaciones de verano. Por eso, una gran cantidad de bibliotecas ofrecen programas que ayudan a mantener el interés por la lectura durante el verano. Sin la oportunidad de practicar la lectura durante el verano, los niños pueden perder las destrezas de lectura que aprendieron durante el año escolar. Los niños desde el primer hasta el doceavo grado pueden leer libros por sí mismos. Un maestro o la bibliotecaria le pueden dar un diario o un cuaderno para que apunte lo que ha leído durante el verano. Y ya que la lectura en voz alta es sumamente importante para fomentar el amor a la lectura, muchas bibliotecas ofrecen clubes a veces llamados "Lee conmigo" para los niños en edad preescolar o en primaria.

El aprendizaje con computadoras

Muchas bibliotecas tienen computadoras para el uso público y hay programas de computación (conocidos como software) ofrecen actividades que captan el interés del niño y le enseñan lecciones muy buenas. Los programas de computación para los niños varian bastante en su calidad — no dude en preguntar en la biblioteca o con la maestra del niño para obtener más información o recomendaciones sobre buenos programas.

Los programas de lectura en la computadora ayudan a su hijo a:

  • Escuchar historias, leer siguiendo la voz de un narrador o leer independientemente.
  • Jugar con objetos y personajes en la pantalla que le ayuden a aprender el abecedario, palabras sencillas, palabras que riman y otras destrezas importantes para aprender a leer.
  • Controlar la computadora con su voz, grabar su propia voz leyendo y escuchar la grabación para poder oírse leyendo.
  • Escribir oraciones sencillas e inventarse historias.
  • Agregar dibujos y fotos a sus historias y escuchar cómo se leen.
  • Crear e imprimir sus propios libros.
  • Preparar presentaciones electrónicas.
  • Ganarse la aprobación de su familia al mejorar sus destrezas de lenguaje.

Para los adultos

Enseñar a sus hijos a disfrutar de la lectura y a desarrollar su mente es una excelente razón para llevarlos a la biblioteca regularmente. No obstante, las visitas a la biblioteca también tienen mucho que ofrecerle a Ud. Mientras sus hijos hojean los libros, asisten a un programa especial o preparan un informe para la escuela, aproveche la oportunidad para hojear Ud. mismo los libros. La biblioteca tiene muchos libros y revistas que le agradarán y le proporcionarán información. Si la biblioteca pública de su localidad no tiene el libro que Ud. desea, es muy probable que Ud. pueda obtenerlo en otra biblioteca — y no olvide que los CDs y DVDs de la biblioteca también se los puede llevar a casa en calidad de préstamo.

Cualquiera que sea la información que Ud. necesite, no olvide que la biblioteca pública puede tenerla. Si Ud. está planeando una compra importante, preparando su su currículum vitae o preguntándose si su automóvil nuevo es un "petardo," la biblioteca le ofrece muchos recursos que pueden ayudarlo. Ofrece revistas para el consumidor y guías para el comprador que comparan diversos productos y servicios y sugieren cómo comprar con prudencia y cómo, en caso de necesidad, presentar sus quejas eficazmente. También ofrece información sobre oportunidades de empleo a nivel regional y nacional, así como instrucciones para preparar y promover sus conocimientos y aptitudes de trabajo. En años recientes, las bibliotecas se han convertido en centros de distribución para las planillas de declaración de impuestos, y muchas bibliotecas ofrecen seminarios y otros tipos de ayuda gratuita para prepararlas.

Muchas bibliotecas públicas también ofrecen hoy clases de alfabetización que pueden incluir el inglés como segundo idioma. También puede encontrar en la biblioteca clases que le ayuden a prepararse para un examen de equivalencia de escuela secundaria o para ganar créditos universitarios. Hay además un sinnúmero de clases menos formales sobre todo tipo de materias, desde jardinería o fotografía hasta computadoras y sobre cómo criar niños.

Referencias

Siga el enlace 'Referencias' arriba para ocultar las referencias.

Adaptado de: Departamento de Educación de los Estados Unidos: (2002). Visitas a la biblioteca. Cómo ayudar a su hijo a ser un buen lector. (pp. 11-12). Washington, D.C.